14 prácticas corruptas del sistema sanitario chavista

Escribe: Gabriela Moreno.-

Transparencia advierte que los “procesos de corrupción condujeron a la deteriorada situación del sistema de salud actual”.

Una radiografía de la organización Transparencia Venezuela al sistema de salud del régimen chavista arrojó que la corrupción en el área opera a través de 14 prácticas ilícitas.

La lista de prácticas indebidas ha provocado la escasez de medicamentos e insumos, la inoperatividad de equipos esenciales y el deterioro de la infraestructura hospitalaria.

Las pérdidas se estiman en 350 millones de dólares entre los mandatos de Hugo Chávez y Nicolás Maduro apunta el documento.

Registro con detalles deplorables 

En el primer lugar resalta la “reiterada asignación discrecional de contratos a empresas para la construcción o remodelación de hospitales e importación de medicinas, materiales e insumos”.

Este mecanismo, según el informe, ha funcionado con compañías recién creadas, empresas extranjeras intermediarias cuyos propietarios estaban vinculados a funcionarios socialistas de alto nivel.

La compra de medicamentos, materiales y equipos con sobreprecio ocupa el segundo puesto de ilícitos. Luego se destacan los medicamentos no requeridos por los centros de salud o cuyas existencias no justificaban nuevos pedidos y medicamentos con fecha de vencimiento.

La facturación de cantidades superiores a las recibidas ocupa el puesto número seis del fatal registro que Transparencia considera como factor clave en el “desfalco que la justicia del país se ha negado a investigar y procesar, por lo que ha reinado la impunidad”.

Más allá del país

El contrabando fronterizo de medicinas, el hurto y el desvío a menor escala más el forjamiento de documentos para adquirir medicamentos se subrayan por la organización.

Con la venta de medicinas e insumos que debían suministrarse gratis se cierran los primeros diez eslabones de corrupción sanitaria.

La lista continúa con “el incumplimiento reiterado de los contratos para la ejecución de obras, los abusos de autoridad contra médicos que protestan por la crisis, la puerta giratoria y  el evidente nepotismo”.

Militares en el escuadrón

La participación de militares se acusa como un factor decisivo para cometer las faltas administrativas. El informe reseña que en veinte años de revolución socialista de los 17 ministros que ha tenido el régimen en el área, cuatro de ellos han sido militares.

Una investigación publicada por Runrunes y citada por Transparencia Venezuela denunció que los cuatro uniformados cometieron actos irregulares en sus cargos.

Entre las alteraciones ubicaron la designación de un ejército de oficiales (capitanes, mayores y tenientes coroneles) en las oficinas de administración y planificación en las dependencias encargadas de las compras.

Los cuatro militares mencionados son Jesús María Mantilla Oliveros, Carlos Rotondaro Cova, Luis Reyes Reyes y Eugenia Sader.

Más en la red

En el sector salud destaca la participación del General Jesús Emilio Vásquez Quintero, quién fundó junto a su esposa, Tibisay Villalobos, la Asociación Cooperativa El Tepuy en 2005, para ganar 41 contratos con el Hospital Clínico Universitario.

El Mayor del ejército William Hernández Cova fue unos de los principales contratistas del Seguro Social durante la gestión del General de División Carlos Rotondaro Cova con 271 contratos.

El médico asimilado del ejército José Gregorio Vicari, dueño de Proveeduría Médica VDS firmó 408 contratos con el Ministerio de Salud.

Otro militar, Carlos Luis Aguilera Borjas luego de abandonar sus cargos en la administración pública se dedicó a crear empresas y ser intermediario de compañías ligadas al sector.

Pero Aguilera Borjas ya está fichado. El Servicio Anti Blanqueo de Capitales de España lo investiga por blanqueo y lavado de dinero ante el manejo de fondos en España procedentes de presuntos sobornos millonarios.

Entes públicos cómplices

El Servicio Autónomo de Elaboraciones Farmacéuticas (Sefar), la Fundación de Edificaciones y Equipamiento Hospitalario (Fundeeh), el Centro Nacional de Comercio Exterior (Cencoex) y Petróleos de Venezuela, S.A (PDVSA) son otras instancias aparecen en el documento divulgado.

“Los funcionarios de estas dependencias habrían usado cuentas bancarias en Venezuela, Cuba, El Salvador, Panamá, Colombia, Estados Unidos, Argentina, Islas Vírgenes, Andorra, República Dominicana y Suiza, para lograr contratos de importación, fabricación y transporte de medicinas, materiales o equipos médicos, así como contratos de obras”.

Transparencia advierte que los “procesos de corrupción condujeron a la deteriorada situación del sistema de salud actual”.

Insiste en las acciones “no se limitan a la típica situación de empresarios que sobornan a funcionarios para ser favorecidos en la asignación de contratos, sino que involucra la conformación de redes de corrupción por parte de los funcionarios de mayor nivel”.

“Daños potenciales y generalizados” retrata el informe mientras que New York Times ha expresado que “Venezuela es hoy una frágil tela de araña sobre la cual presionan y se mueven las distintas fuerzas geopolíticas en pugna, tratando de obtener una victoria, aun a riesgo de aumentar más la tragedia”.

* Gabriela Moreno, Periodista venezolana residenciada en Chile. Egresada de la Universidad del Zulia. Experiencia como editora y productora de contenidos para medios impresos y digitales con énfasis en las fuentes de política e internacional.

=====================================

VERDADES NO REVELADAS: En 400 páginas llenas de historias y suspenso… “EL IMPERIO DEL TERROR” deja al descubierto los trucos y engaños de pastores, brujos, hechiceros, casas de modelaje, médicos inescrupulosos y otros personajes.

www.literaturaenlinea.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *