201 años de la Batalla de Boyacá en tiempos de pandemia

Escribe: Jorge Ancizar Cabrera Reyes.-

Bien lo dijo Oscar Wilde: “El único deber que tenemos con la historia es rescribirla”.

Esta batalla victoriosa de Boyacá, ocurrió el 7 de agosto de 1819, sobre el puente en el cruce del río Teatinos cerca a la ciudad de Tunja. Hubo 13 muertos y 53 heridos por el lado patriota y por los realistas comandados por el José María Barreiros fueron más de 200 las víctimas.

El valor del soldad niño de 12 años Pedro Pascasio Martínez, estuvo en el Batallón Rifles del ejército patriota, a pesar de que Barreiro, le ofreció una gran cantidad de dinero, él la rechazó y por ello para la historia es considerado como el símbolo de la honestidad, la ética y la anticorrupción.

Aprehendió al Comandante general del ejército realista Barreiros, y dejó una huella indeleble al no dejarse sobornar por el oficial español, haciendo relucir su honorabilidad y sus valores éticos como ejemplo a la patria.

La Batalla de Boyacá, fue envolvente porque cayó casi todo el ejército realista en manos del General Simón Bolívar. Otro dato del niño soldado Pedro Pascasio Martínez, es que también colaboró directamente con el cuidado de los caballos del Libertador.

La Ley 668 de 2001, declaró el 18 de Agosto como: “El Día Nacional de Lucha Contra la Corrupción”, y en su artículo 4 dispuso: “El Congreso de la República de Colombia crea la “Medalla Pedro Pascasio Martínez de Etica Republicana”, con el nombre y la efigie del niño soldado, que deberá entregarse el día 18 de agosto de cada año, previa selección realizada en sesión conjunta de las Comisiones de Etica de Senado de la República y de la Cámara de Representantes, a un colombiano o colombiana, menor de 25 años que, a través de iniciativas individuales o colectivas, haya trabajado en la recuperación de los valores éticos ciudadanos que conduzcan a la prevención de la corrupción”.

El llamado respetuoso y de atención es para que los actuales Alcaldes y el Gobernadores que se eligieron el 27 de Octubre de 2019, para que en sus Planes de Desarrollo, conforme a la Ley 152 de 1994, se prioricen los recursos para adelantar las investigaciones, que se requieren para conservar la memoria cultural, histórica, implementar, organizar y fortalecer los Archivos de acuerdo a la ley 594 de 2000 de los distintos municipios del país y de los Archivos departamentales, a partir de los mecanismos de articulación del sistema de planeación de los artículos 298 y 344 constitucionales, a fin de conservarlos como herramientas de consultas para procurar la relación inseparable de la cultura y la historia como condición indispensable para que los seres humanos se conviertan en líderes de ese proceso de implementar las investigaciones y los documentos antiguos y nuevos como aporte intelectual y de conocimiento para las presentes y futuras generaciones.

Teniendo en cuenta la honradez del niño soldado podemos decir con Simón Bolívar que: “La corrupción de los pueblos nace de la indulgencia de los tribunales y de la impunidad de los delitos. Sin fuerza no hay virtud y sin virtud perece la República”.

Para tener presente, que en la actualidad existen las normas y procedimientos para combatir la corrupción en estos momentos de pandemia del Covid-19, tales como la Ley 137 de 1994 en su artículo 53 del Régimen Especial Disciplinario y además entró en vigencia la nueva ley del Régimen Disciplinario de los Servidores Públicos.

======================================

Especial para leer en tiempo de Pandemia

En 400 páginas llenas de historias y suspenso…
“EL IMPERIO DEL TERROR”
deja al descubierto los trucos y engaños de pastores, brujos, hechiceros, casas de modelaje, médicos inescrupulosos y otros personajes.

www.literaturaenlinea.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *